Clínica Nocturna

Los comienzos

La Asociación Médica Refuit se fundó con la meta de proporcionar ayuda, consejo y orientación a las comunidades del área del Consejo Regional Municipal Mateh Yehudah y a los residentes de Beitar Illit, en disciplinas médicas que no ofrecían estos servicios en el pasado.

Hasta ahora, las clínicas de Kupat Jolím sólo funcionaban de día. A la noche, los residentes locales se veían obligados a trasladarse a Jerusalén, un viaje de 40 minutos. Por eso establecimos una clínica nocturna y compramos equipamiento destinado a salvar vidas para atender urgencias médicas pediátricas y de adultos.

Gracias a Di-s, se han salvado muchas vidas con el funcionamiento de la clínica nocturna.

Una Necesidad Urgente

La clínica nocturna de la Asociación registrada “REFUIT MEDI-CAL” se estableció en respuesta a una aguda necesidad.

Esto, en consonancia con el propósito declarado de la Asociación: proporcionar servicios médicos, asistencia y asesoría, ausentes en el presente en las comunidades de Beitar Illit y el Consejo Municipal Regional Mateh Yehudah.

Aunque ya existían clínicas de Kupat Jolím (Fondo de Salud), éstas funcionaban sólo en horario diurno regular. Quien precisaba acudir a un médico o recibir los servicios de una enfermera una vez terminado el horario de atención de las clínicas, a las 19 horas, debía aguardar a que éstas volvieran a abrir sus puertas a las 8 de la mañana del día siguiente.

Como consecuencia de esta situación, los residentes del área se veían obligados a acudir a centros médicos en Jerusalén para cualquier situación de emergencia y/o urgencia.

El hospital más próximo es el Centro Médico Hadassah Ein Kerem, un viaje de 40 minutos.

Esta absurda situación imperó durante décadas. Con el correr de los años y el persistente crecimiento de la población, fuimos testigos de demasiados episodios trágicos y preocupantes en los que niños o adultos fallecieron antes de llegar al hospital en Jerusalén.

Luego de la repetición de varios episodios tales en un breve lapso de tiempo, tomamos la decisión de actuar para mejorar y corregir la situación.

Se salvaron muchas vidas

Fundamos una clínica nocturna especial y compramos equipamiento destinado a salvar vidas para atender emergencias médicas de bebés, niños y adultos.

A Di-s gracias, se salvaron muchas vidas con la clínica nocturna.

Algunos ejemplos:

– Una mujer en avanzado estado de gravidez llegó a la clínica médica nocturna luego de experimentar fuertes dolores estomacales. El médico la examinó con un equipo de CBC (hemograma completo), que indicaba una septicemia. Fue llevada de urgencia al hospital y se le hicieron transfusiones con varias unidades de sangre. Gracias a Di-s, varios días después dio a luz un niño saludable

Podemos cederle todo el crédito de ello a la clínica nocturna y su equipamiento salva vidas.

– Un bebé fue traído de urgencia a la clínica nocturna por sus padres cuando presentaba problemas respiratorios y se puso azul. Un examen superficial no reveló la causa del problema respiratorio, pero el médico utilizó el equipamiento apropiado y suma pericia para extraerle todo un globo que estaba atorado en el dorso de la garganta del bebé, obstaculizando el paso de oxígeno. De no ser por la clínica nocturna, quién sabe cuáles habrían sido las consecuencias, Di-s libre.

Close Menu